Descarga Digital vs CD

No puedo creer que diez años después de entrar en el siglo XXI esté escribiendo este artículo.

Es cierto que organismos como la SGAE en España son auténticos núcleos de resistencia a las descargas digitales, pero este artículo va dirigido al ciudadano de la calle que pudiendo descargar algo en su casa u oficina y luego grabarlo en el soporte digital que más le guste, prefiere que le envien un CD ya grabado  a casa con todos los costes económicos y ecológicos que ello supone.

En mi caso, yo me dedico a hacer, vender y distribuir fotos. Me gasto mensualmente un dinero en alquilar  un espacio en una plataforma informática llamada Photoshelter que me permite subir mis fotos a "la nube" mostrarlas en el servidor, en mi web, blog, redes sociales, etc. y venderlas online. Hasta este punto ya tengo el dinero amortizado pero aparte, con esta plataforma, soy capaz de distribuir fotos de una en una o por galerías de fotos, limitando fechas tope, número de fotos, calidades, etc. para que al cliente le lleguen a su casa en el preciso instante en el que yo las estoy subiendo al servidor. Por si fuera poco el servidor de Photoshelter puede ser usado por mis clientes como un archivo digital del que echar mano de fotos pasadas cuando desee. ¿Alucinante verdad? ¿Se puede dar un servicio mejor y más rápido? Pués aun hay quien se empeña en que quiere el CD, sin darse cuenta de que editar el CD y enviarlo, como mínimo le va a costar dos días más en la entrega que si decide descargar las fotos online.

Analicemos procesos, tiempos y costes de un proceso y otro:

Obviamente se supone que la toma de fotos, y la edición  ya está realizada y que las fotos han ido subiendo al servidor a medida que se han ido editando.

  • Descarga digital: 
    • Se recopilan las fotos del cliente y se pasan a una galería (10 minutos)
    • Se envia una invitación online al cliente para que pueda descargar las fotos (5 minutos)
    • El cliente se encuentra la invitación y descarga las fotos en su ordenador. La primera foto descargada podrá usarla en menos de un minuto (1 hora)
    • El cliente se hace una copia de seguridad de las fotos en CD (10 minutos)
  • Envio de CD
    • Se recopilan las fotos del cliente y se pasan a una carpeta de nuestro ordenador (10 minutos)
    • Se graba un CD con las fotos (10 minutos)
    • Si está abierto, nos desplazamos a una oficina de correos o mensajería donde tras la cola pertinente, rellenamos los datos, embalamos el CD y procedemos al envio (1hora)
    • En función del dinero que nos hayamos gastado y el lugar de destino, en unas 30 horas estará el CD en casa del cliente, siempre y cuando el cliente esté presente en el domicilio de destino, de lo contrario tendrá que ir a la oficina correspondiente de la agencia de envío (30 horas)
En definitiva, con la descarga digital el cliente ha tardado 1 hora y 25 minutos en tener todas las fotos en un CD, mientras que con el envío ha tardado 31 horas y 20 minutos. Pero el tiempo no es lo más importante, lo más importante es el CO2 que nos evitamos emitir a la atmósfera si usamos Internet para nuestra distribución.

Cada día nos concienciamos más de que hay que reciclar, pero todavía nos cuesta concienciarnos de que los archivos digitales han de viajar por internet y no por una carretera en furgoneta.

Por calidad de servicio, por rapidez y por conciencia ecológica, siempre que pueda distribuiré mis fotos por Internet y no con CDs.

En http://greenti.wordpress.com/2009/08/25/descargar-es-mas-ecologico-que-comprar-musica-en-cd/ puedes ver un post en que se dice que según un estudio, las descargas digitales suponen un 65% menos de emisión de CO2 que la compra o envio de CDs. Texto completo del informe en PDF.


2